domingo, febrero 25, 2007

PARA MIS ALUMNOS " CORPORATIVOS"

Tengo un cuentito que me hizo llegar un Coach amigo, que siempre usa en sus cursos de Management y Liderazgo.

El cuentito se llama : Nueve meses

Y dice....


Un bebé fue encontrado abandonado en la puerta de nuestra empresa al amanecer, cuando los primeros trabajadores llegaban.

Alimentaron al bebé y se lo presentaron al Gerente para saber qué se debería hacer con el niño.

El Gerente emitió la siguiente comunicación interna:

De: GerenciaPara: Recursos Humanos

Acusamos recibo de un recién nacido de origen desconocido. Formen un comité para investigar y determinar lo siguiente:

a) Si el "encontrado" es producto doméstico, de dónde procede.

b) Si algún empleado se encuentra envuelto en el asunto.

Firmado: El Gerente

Después de un mes de investigaciones, la Comisión envía al Gerente la siguiente comunicación interna:

De: Comité InvestigadorPara: Gerente

Después de cuatro semanas de diligente investigación, concluimos que el bebé no puede ser producto de esta empresa, por las siguientes razones:

a) En nuestra empresa nunca se ha hecho nada con placer o con amor.

b) En nuestra empresa jamás dos personas han colaborado tan íntimamente entre sí;

c) En nuestra empresa nunca se ha hecho nada que tenga pies ni cabeza;

d) En nuestra empresa jamás se ha hecho alguna cosa que estuviera lista en nueve meses.

Firmado: El Comité Investigador

Obviamente que también cabe para el gimnasio o acaso , no somos una Empresa que vende salud?

Habrá algún alumno o Empresa ( incluído el gimnasio ) que se sienta identificado??

Bueno amiguitos nos vemos

6 comentarios:

Dario dijo...

jajajaja en mi empresa el comite investigador hubiese llegado a la misma conclusión.

Dario

Claudia dijo...

Lamento reconocer que en la mia pasa lo mismo.

Claudia

eduardo dijo...

Totalmente de acuerdo, lo lamentable es que trabajamos en una empresa de "COMUNICACIONES" que se jacta de tener EXCELENTES GRUPOS DE TRABAJO, puaj!!!

Vamos que te clavo la sombrilla...

eduardo

marina dijo...

Opino igual que eduardo y eso que estamos en el mismo grupo de trabajo!!

Voy a mandar el cuento a todos los grupos de trabajo y que me digan que opinan.

Marina

Diego dijo...

Petinato diría : DURIIIIIISIMO.

Es la cruel realidad, sucede hasta en empresas familiares.

Diego

PROFEMELO dijo...

Amigos mios habra que desarrollar nuestro espíritu colaborador para trabajar en equipo y así en el próximo cuento podamos ponerle nombre al niño,no?